miércoles, 5 de noviembre de 2014

Por fin es viernes

A partir de ahora cobrará un nuevo significado para mí esta expresión de "Por fin es viernes" ya que desde hace un par de semanas he estrenado una nueva faceta en la divulgación del parque nacional y natural de Sierra Nevada. A mi colaboración con la página de facebook del parque nacional y natural de Sierra Nevada y a la cuenta de twitter (@SNevada_Parque) y al programa de radio semanal en La Voz de Granada, sumo ahora una colaboración el periódico Granada Hoy.

Cada viernes escribiré alternativamente una página denominada "Sierra Nevada, Paraíso de Biodiversidad" y "Sierra Nevada, Montaña de Oportunidades" y acercaré, desde dos perspectivas diferentes, eso que denominamos que Sierra Nevada es una gran montaña, un pequeño continente.

La colección se ha iniciado con el título, en el primer caso, de "Salirse del Guión" dedicado al mirlo capiblanco y a la quitameriendas y "Sinfonía de colores del otoño" en el segundo bloque, con atención a la Dehesa del Camarate y la Laguna de Aguas Verdes.

Cuento con la colaboración de amigos y compañeros que me asesoran y me ceden imágenes, uno de los soportes fundamentales de los artículos, pero lo que más me motivará y empujará será que guste, que sean leídos, compartidos, recibir comentarios, sugerencias. Ese es el principal alimento y recompensa de esta nueva aventura y el pago más importante (y único) que voy a recibir.



viernes, 1 de agosto de 2014

Primera entrega sobre la LAC de los cojones


Empezaré diciendo que la implantación de la Línea de Autobuses de Alta Capacidad (la LAC para los amigos) en la ciudad de Granada no es un “debate de pollas” de los que nos tiene acostumbrado el ayuntamiento capitalino sino que es un debate sustancial, importante y trascendente.  Haré una primera aproximación a este asunto contando una anécdota que ayer viví en la LAC de los cojones, que puede ser una metáfora de lo que está suponiendo la implantación de esta infraestructura de transporte este verano.

Volvía de mi programa de radio por la tarde y una señora a la altura de la Caleta, preguntó a uno de los “monitores” contratados para dar información y asesoramiento a los usuarios del macrobús, que dónde se cogía el autobús de Atarfe. El ¿informador? consultó a su vez al conductor y ninguno supo dar respuesta a la señora y sólo acertaron a decir que “más adelante”, tras lo cual continuaron su conversación. La señora, que iba apresurada por la hora que tenía que regresar a su pueblo y cargada con un par de bultos, montó en el autobús y llegó hasta el final de la LAC en Villarejo donde ante el silencio y menosprecio del conductor e informador tuvo que ir remontando hasta encontrar su parada preguntando a la gente que encontraba.

Ya sé señora Telesfora Ruiz que con el tiempo la gente irá aprendiendo itinerarios, paradas, mejores combinaciones y supongo que todo este follón montado está hecho con buena intención, pero la anécdota refleja dos de los grandes problemas del arranque de esta remodelación del transporte de autobuses urbanos, que no sé si se superarán en el futuro o se complicarán más en el mes de septiembre con “la vuelta al cole”, a la normalidad del MAL funcionamiento del tráfico en la ciudad de Granada.

El primer gran error estratégico es que la LAC no se ha pensado con una visión metropolitana, un error político que no sólo se manifiesta en las cuestiones de movilidad y accesibilidad, (ay, si la concejala de Movilidad supiera la diferencia entre estos conceptos cuánto habríamos adelantado), sino que es un mal de todo el gobierno municipal en esta última década. Difícilmente podremos abordar el transporte público y la movilidad en general si no somos conscientes de que Granada funciona como una ciudad metropolitana en la que entran y salen a diario, en los dos sentidos, miles y miles de personas y que la solución tiene que estar pensada en esa clave supramunicipal. El desprecio y el despreocupación expresados por los trabajadores hacia la señora es el mismo desaire y prepotencia con que desde el ayuntamiento de Granada se ha tratado a otros municipios y a otras administraciones con competencias concurrentes.
 
El otro gran error estriba en la improvisación y en la ausencia de una verdadera y efectiva campaña informativa dirigida a los usuarios.Es cierto que hay una completa información en la web municipal donde se puede encontrar abundante y buena información pero no es menos cierto que la realidad es que los ciudadanos, por ahora, suspenden la puesta en marcha del nuevo servicio de manera rotunda y que los comentarios (véase para muestra un botón en una web de turismo de Granada), son muy negativos y señalan múltiples errores y carencias.

Dicho esto tengo que echar mano del “piensa mal y acertarás” y ponerme un poco maquiavélico para concluir que estos errores son asumidos y valorados por el arcarde y su equipo de gobierno. No puedo pensar que se metan en una operación de este calibre, a pocos meses de las próximas elecciones municipales, sin calibrar el coste y el desgaste. Mi opinión es que después de tantos años sin hacer nada por mejorar la movilidad en Granada, (no quiero hacer chistes con la desgraciada gestión  del inefable Balderas), hasta convertirse en uno de los suspensos más sobresalientes de Torres Hurtado, han diseñado una operación que tiene dos objetivos principales: hacer un cambio revolucionario que pueda parecer que el ayuntamiento ha tomado el toro por los cuernos de un tema complejo con la “única solución posible”, (hay que ver lo que le gusta a los del Partido Popular agarrarse a esta coletilla), y así dar por cumplida la aprobación de esta asignatura con un aprobado aunque sea por los pelos confiando que con el tiempo todo se irá arreglando (en esto siguen la sabiduría popular de Rajoy en múltiples asuntos “con el tiempo y una caña todo se apaña”).

Sobre todo no me creo que una cuestión de esta envergadura después de tres años de mandato de PepeTo, (ya sabemos que él entiende más de tractores que de otros medios de transporte pero eso no es óbice para que sepa la dimensión del problema), y tras los múltiples debates sobre el Plan de Movilidad, sea una cuestión que no haya sido meditada y analizada por el gobierno municipal. Por tanto se trataría de colocar el debate sobre el tráfico en Granada en una cuestión centrada en algo que verá los frutos con el tiempo, (como los argumentos de las reformas para la salida de la crisis), y mientras tanto pues echamos mano al recurso fácil, manido y estúpido de que la culpa de todo la tiene la Junta de Andalucía.

Por otra parte con la implantación de la LAC, de camino, le pegan una estocada al planteamiento y funciones, en el esquema de transporte metropolitano, del “Metro”, no sé muy bien por ahora si con el fin de negociar el Convenio en posición ventajosa, ahora que se acerca el final de las obras, (no sé si estoy expresando más un deseo que una realidad), o bien para hacerlo fracasar al estilo de lo que han hecho sus correligionarios -va sin segundas- de Jaén o Torre del Mar que han dejado en “vía muerta” los tranvías respectivos.

Lo que si es de juzgado de guardia y debieran los ciudadanos tomar nota de cara a próximas convocatorias electorales es que se adopten medidas de este tamaño y consecuencias para la vida cotidiana sin haberlas propuesto en ningún programa electoral, sin haberlas dialogado y madurado con el debate ciudadano. ¿Para qué están las campañas electorales entonces?; ¿para qué sirven o debieran servir los debates electorales?

El caso es que, peso a lo que sostienen desde el ayuntamiento, podría haberse hecho de otra forma y hay otras formas de resolver la movilidad de Granada pero eso lo dejo para otro día aunque como todo buen secreto lo tengo bien guardado: por escrito, en este mismo blog y en un artículo en un periódico. A buscar. 

Hasta septiembre

Tras tres meses de vida y coincidiendo con las vacaciones de verano hacemos un paréntesis en mi colaboración en la nueva radio “La Voz de Granada”. Todas las tardes de los miércoles, de 6 a 6.30 h, primero con Estrella Piné y ahora con Encarni Torres, me asomo a la ventana radiofónica para abrir de par en par un gran balcón a mi Sierra, nuestra Sierra, (lo digo como siempre en sentido afectivo, no posesivo).
-
Desde que hace 25 años, más o menos, colaboré en La Azotea, el magazín de fin de semana de la época en Canal Sur Radio con la genial Pepa Rosales, no había “disfrutado” de una colaboración habitual en un medio de comunicación, quitando alguna tertulia aislada en alguna televisión local o alguna columna más o menos periódica en un periódico (valga la redundancia).

En esta ocasión el programa es más bien blanco, poco polémico (por ahora), verde en otro sentido aunque yo procuro darle todos los colores que tiene Sierra Nevada. Una especie de revista en la radio a manera de “El hombre y la tierra” (plúmbeo) como alguien lo ha denominado en las redes sociales.

Porque eso he tratado y de eso he tratado a lo largo de estos primeros programas. Hacer un programa ameno, interesante, divulgativo sobre Sierra Nevada como espacio natural protegido bajo tres ideas guía que repetimos en todos los programas:

  • Sierra Nevada, una gran montaña, un pequeño continente, que va desde las altas cumbres del Mulhacén, Alcazaba y Veleta, los 20 picos por encima de los tres mil metros, hasta las estribaciones en la zona semiárida del extremo oriental en la parte almeriense.
  • Sierra Nevada, un paraíso de biodiversidad, (y también de geodiversidad), tanto de flora como de fauna. 
  • Sierra Nevada, una montaña de oportunidades, para el ecoturismo, turismo de naturaleza, turismo rural.l..
En estos primeros programas hemos hablado de algunas de nuestras principales joyas botánicas como la amapola de Sierra  Nevada, la tiraña, la manzanilla real, el botoncillo de oro de La Ragua, la gregoria o la estrella de las nieves.

En el apartado  de fauna he llevado al programa, entre los vertebrados, al topillo nival, y a 2 aves, el  águila real y el acentor alpino, aunque dedicamos un programa entero en torno al Día de las Aves y pudimos mostrar que Sierra Nevada es un lugar ideal para hacer turismo ornitológico. Entre la fauna invertebrada hemos dedicado especial atención a la chicharra de montaña, género y especie endémicos, y a 2 de nuestras 120 mariposas, la apolo y la del Puerto del Lobo.

En el otro gran apartado de nuestro programa, el denominado “una montaña de oportunidades” hemos paseado virtualmente durante estos meses por múltiples parajes. Hemos visitado algunos de los equipamientos que dispone el parque nacional y natural para los visitantes como es el centro de El Dornajo o los dos jardines  botánicos, Hoya de Pedraza y La Cortijuela.

También hemos conocido una muestra de las 74 lagunas y lagunillos de origen glaciar de Sierra Nevada y nos hemos aproximado especialmente a la de más leyenda y leyendas la de Vacares y a la de Aguas Verdes.

Hemos hablado del Sulayr el sendero de gran recorrido circular más grande Europa que rodea todo el espacio natural protegido, 300 kilómetros en 19 etapas.

También hemos realizado una primera aproximación a la zona del Marquesado del Zenete y a la Alpujarra pero nos adentraremos más en estos territorios.

Y además hemos estado viendo y escuchando el deshielo en los Lavaderos de la Reina o hemos disfrutado de impresionantes vistas en el mirador del Canal de la Espartera.

En la próxima temporada, nos queda mucho por andar, por recorrer en bicicleta, por sobrevolar… Lugares que conocer, rincones que descubrir… de esta, como repito con frecuencia, gran montaña, pequeño continente, con sus 60 municipios, dos provincias y 6 comarcas muy diferentes entre si.

A la vuelta del verano he pensado algunas novedades, algunas páginas nuevas de esta revista radiofónica de Sierra Nevada, pero sobre todo me propongo ir haciendo cada vez más el programa que los oyentes quieran para que quieran más al programa y a nuestra “Sierra”. Me inventaré algún concurso o juego para estimular la interactividad y hacer una radio 2.0 (necesito el retorno de gente que escucha la radio a la que no conozco) y para ello he pensado que podemos regalar a nuestros seguidores más fieles libros, carteles u otros premios.

En todo caso sí tengo ya decidido que daremos más peso a la parte del patrimonio cultural y nos fijaremos tanto en el paisaje como en el paisanaje.Y hablaremos de Sierra Nevada como observatorio privilegiado para el seguimiento del cambio climáticol.

Se aceptan sugerencias, propuestas y colaboraciones.

Hasta septiembre.

jueves, 17 de julio de 2014

España camisa blanca de mi esperanza


Me gusta Ana Belén, como cantante me refiero, y desde hace muchos años me gusta la canción que lleva el título de "España camisa blanca de mi esperanza", que toma el nombre de un poema de Blas de Otero. Me gusta tanto que su música la utilizamos en mi murga de carnaval en el año 1998, un año en el que íbamos disfrazados de jueces y cantábamos "España con manos blancas, de la esperanza", el año siguiente al asesinato por ETA de Miguel Ángel Blanco, (curiosamente el 13 de julio, el mismo día en que se han celebrado las primarias a secretario general del PSOE).

En los últimos artículos escritos en mi blog, relativos a esta elección mediante el procedimiento de un militante = un voto, comunicaba mi opinión al respecto del complejo y difícil proceso en el que los socialistas estaban inmersos y sobre cuál era la opción que yo prefería.

Los militantes han hablado y el resultado es inapelable aunque las interpretaciones son de lo más variopintas. Ha ganado de manera rotunda Pedro Sánchez con su lema cambiar el PSOE para cambiar España, el título que daba a un artículo en el País los últimos días de campaña, y con el mensaje de “el socialismo que une”.  

El día antes de las votaciones pude compartir mesa con el entonces candidato, vi en su cara que iba a ser el ganador del proceso y creo que también el futuro presidente del gobierno, más temprano que tarde.

No tiene nada de científico pero lo vi en su rostro, en su movimiento, en sus gestos y en sus palabras pero sobre todo lo vi en los rostros, reacciones, gestos y palabras de los que lo observaban. Y me vino a la cabeza el título de esta canción y le comenté a Pedro Sánchez públicamente que ya tenía título para mi artículo siguiente aprovechando que pude tomar la palabra en el acto para hacerle una pregunta (habéis acertado pregunté sobre la necesidad de un nuevo modelo de desarrollo compatible con la conservación del medio ambiente y sobre el cambio climático).


Cambiar el PSOEPrimarias generalizadas en el interior del Partido y para la elección de los candidatos, limitación de mandatos, incompatibilidades... el mismo partido de siempre, con los mismos valores y principios,  pero un partido nuevo, más democrático, más participativo más cercano y conectado a su base social, a sus propias bases de las que se ha alejado demasiado.

Cambiar España. Una España más solidaria, más libre e igualitaria, en la que la diversidad de territorios, lenguas, razas u orientaciones sexuales sea un elemento enriquecedor; una España más educada y más culta, más respetuosa con su patrimonio natural y cultural; una España más justa con una reforma profunda del sistema fiscal…

Internamente para este proceso, que no será de la noche a la mañana por la profundidad del cambio necesario,  viviremos las resistencias a “soltar el poder” y los “vértigos a los cambios” en esta organización centenaria.

Externamente, “todas las derechas concentradas” y buena parte de la “izquierda fragmentada”, junto a casi todos los  medios de comunicación, jugando con la desafección a los políticos y en buena medida a la Política, se emplearán, ya han empezado, en deslegitimar el proceso histórico de la elección de Pedro Sánchez y en cuestionar todo su programa político. Y lo van a hacer con fuerza, tanta como sea la capacidad de formular un proyecto político radical de restitución de los derechos y libertades y un nuevo modelo económico.

En estos días me estoy divirtiendo mucho con algunas reacciones a su elección como secretario general de las que quiero destacar a la MariCospe que ha dicho que sólo ha oído palabras de Pedro Sánchez que faltan obras. “Esta gente tan preparada…” que dice mi tía la facha, como se columpia.

También es meritoria la de los portacoces (perdón portavoces) del PP que han saltado a decir que le falta liderazgo y carisma al flamante secretario general del PSOE.  Manda huevos, los que tienen de jefe (y lo digo sin metáfora, sin comillas) a Marianico y antes -y ahora- han sufrido a JoseMari, hablando de líderes sin carisma... Esto sí que tiene guasa.

Igualmente me he reído mucho con los que han criticado (dentro y fuera) a Pedro Sánchez por ser guapo o bien parecido, insinuando o acusando directamente de ser sólo un producto de marketing político. Como si estuviera reñido tener buen aspecto físico y capacidad política. Diremos al respecto que con lo bajo que está el nivel –el físico y el otro- es fácil destacar. Y me he sentido solidario y consciente de cómo muchas mujeres atractivas tienen que luchar en sus ámbitos profesionales para que las vean y juzguen por su trabajo y no por su apariencia, sufriendo prejuicios y juicios insultantes sobre qué pretenden o cómo habrán llegado tan alto.

Pero lo que ya es de cachondeo es la de los hooligans (también de dentro y de fuera del PSOE) que saltan con un “a mí no me gusta”, “no me parece tan guapo” o “yo no lo veo bien parecido”.

Yo creo que además de ser un buen tío, se le nota en la cara, y en la de su mujer y en la de su madre cuando lo miran, (estos indicadores no fallan), “el candidato en la carretera” es un tío bueno en el mejor sentido de la palabra y no hay que ser mujer ni cambiar de orientación sexual para reconocerlo, y a mí me parece que eso ayuda a crear empatía con la gente y si no ayuda al menos no es negativo. Si perjudica tener buena planta me veré obligado a hacerme una cicatriz en la cara y alguna lesión para mejorar mis expectativas en los próximos procesos electorales si decidiera dar un paso adelante (tranquilos, que no cunda el pánico, me estoy quitando y no voy a cambiar mi perfil en las redes sociales: de joven promesa a vieja gloria).

El caso es que a falta de la ratificación por el Congreso Federal Pedro Sánchez ya está ejerciendo y ya se le puede juzgar por su acciones, (“mi primera medida será derogar la reforma laboral”, el voto negativo al nombramiento de Juncker o las reservas de las eléctricas a su elección, por citar tres ejemplos), que apuntan en una dirección que me gusta mucho. 

Pues es eso que el PSOE y España necesitan una camisa blanca, nueva, limpia que nos dé esperanzas. Yo tengo fe en él y por caridad dejémosle, ayudémosle a que lo consiga. (Hala ya he juntado las tres virtudes teologales en la misma frase). 

Pidamos que también tenga nuestro nuevo secretario general las virtudes cardinales: Justicia, Prudencia, Fortaleza y Templanza, falta le van a hacer. 

sábado, 12 de julio de 2014

Alea jacta est.

Llega el final el proceso de elección del nuevo secretario general del PSOE que se rige, por fin, bajo el principio: un militante = un voto. Aunque algunos se empeñen en martillear cansinamente con el PSOE=PP, al menos en este tema, deben reconocer que el PP resuelve estos asuntos con otra filosofía, la de una persona (concretamente un dedo, el del que manda) = un voto, un voto único que vale por todos.

He comprobado como la fiesta de la democracia, de la participación directa de los militantes socialistas, se vive con ilusión y con expectación (que trasciende los muros de las sedes) y me ha alegrado ver que este proceso está siendo un revulsivo en muchos lugares en los que la moral de la tropa estaba bastante baja.


 ¿Quién es ese tal Pedro Sánchez?




Pedro Sánchez un candidato en la carretera


En los últimos días me he pringado del todo e incluso he participado en representación de la plataforma de apoyo “Granada con Pedro” en varios debates en agrupaciones locales. En mis intervenciones en los debates he procurado ser absolutamente exquisito con todos los candidatos y con sus representantes y también lo han sido conmigo tanto los anfitriones como los contertulios y me he sentido querido y respetado. (A Pedro le han lanzado varias puyas que he intentado contrarrestar sin devolver las agresiones verbales. Espero que del calumnia que algo queda se pase al que quien calumnia la paga). Me he reencontrado con viejas y buenas amistades y compañer@s y he conocido a nueva gente sobre todo en Ogíjares, Churriana y Montefrío, (las plazas en las que me ha tocado torear), de la familia socialista ya que hacía bastante tiempo que no participaba en la vida orgánica del Partido de la que estoy voluntariamente distante, salvo para los temas ambientales como saben los que me siguen.

Cuando escribo estas líneas estoy a punto de conocer directamente al candidato pues voy a asistir a un almuerzo con militantes en el restaurante El Guerra, un lugar simbólico para los socialistas granadinos, en la vecina localidad de Huétor-Vega, (el otro símbolo  El Guerra, el Alfonso, ha dado un capotazo a Edu Madina,  y luego a un acto público abierto en Fuente Vaqueros, todo un símbolo del compromiso de Pedro Sánchez con la cultura y con la memoria histórica.

Cierro esta serie de artículos con una nueva llamada a la participación mañana domingo día 13 y a la responsabilidad y generosidad en la gestión del resultado de las urnas. Sé que si gana Pedro Sánchez hará valer el eslogan de campaña El socialismo que une o Unidos por el Cambio e integrará en su equipo a los otros candidatos, como ha repetido públicamente en todos sus actos desde el principio, y que aprovecharemos todas las inteligencias y capacidades que han fluido en el proceso; confío en que los otros candidatos hagan lo mismo.

Sé que, gane quien gane, el partido iniciará una nueva etapa, una época de cambios que debe conducirnos a un Cambio de Época, a la que yo llego con la misma ilusión que cuando hace treintaycinco años (lo pongo así con letra para reforzarlo) me afilié al Partido Socialista Obrero Español (también escrito entero, con todas sus letras) y viví la ilusión del Cambio que protagonizó el PSOE en la década de los 80.
Sé que las primarias no son la panacea, que son necesarias pero no suficientes,  y que deben de ir acompañadas de más cambios en el modelo de partido (listas abiertas, limitación de mandatos, incompatibilidades, cierre de puertas giratorias, código ético...) y de un nuevo proyecto político anclado en los mismos principios de libertad, igualdad y solidaridad que hemos defendido siempre. Pero las primarias pueden y deben ser el principio del acicate que mucha gente, dentro y fuera del PSOE está esperando para renovar la ilusión y confianza en un nuevo proyecto que frene a la derecha en primera instancia y protagonice después una nueva era en la que se restituyan las conquistas de derechos y libertades que el Partido Popular en alianza con el neoliberalismo conservador está podando de manera severa.

Mi próximo artículo irá sobre el nuevo secretario general del PSOE. Espero dentro de un rato obtener unas fotos de él y con él para poder ilustrarlo bien. VOTO A PEDRO. 

martes, 1 de julio de 2014

VOTAD BENDITOS


Como continuación a mi artículo Difícil (e importante) Elección…

Avanza el proceso hacia la celebración del Congreso Extraordinario del PSOE del 26-27 de julio, que tendrá en las asambleas locales del domingo día 13, por toda España, su momento álgido, cuando se lleve  a cabo, por primera vez en la historia del PSOE y de otras fuerzas políticas, la elección directa del secretario general, siguiendo el principio de “un militante, un voto”.

Tres candidatos, Pedro Sánchez, Eduardo Madina y José Antonio Pérez Tapias, han pasado finalmente el corte del mínimo de avales y han configurado una “parrilla de salida” que, como en las motos o en las carreras de coches, no es definitiva pero que es muy importante. Lo primero es felicitar a los tres candidatos y como ha dicho mi amigo y compañero José Antonio Montilla en su artículo "Candidatos" cualquiera que sea el resultado final, el PSOE se garantiza que inicia una renovación.("... los tres representan un tiempo nuevo, sin apenas ataduras con el pasado y, por tanto, están en condiciones de liderar la nueva época en la que nos adentramos").
 
En mi anterior entrega ya manifesté que iba a dar mi aval al "candidato de la carretera", el que ha mirado más a la Fuerza del Sur (y ha sido correspondido, a tenor de los apoyos conseguidos en este primer round); posteriormente me he incorporado a la plataforma “Granada con Pedro” por lo que me convierto en “parte interesada”. Ahora, unos pocos pero intensos días después, tengo que reafirmarme en esta primera apuesta y anunciar que votaré por Pedro Sánchez y que estos días me han hecho sentirme tan ilusionado como hace 35 años cuando me acerqué por primera vez la sede del Partido para afiliarme.

Ahora viene lo difícil, lo más importante para el Partido: conseguir la máxima participación, avanzar en la campaña sin que se rompan las costuras, sabiendo que disparan desde fuera, a ambos lados del camino y que van a hacer lo posible para que el proceso no acabe bien.

Por otro lado la gente, nuestra gente, mucha gente, está siguiendo con expectación cómo se ha conducido el tema de los avales y ahora crecerá la atención conforme se acerque el día de las Asambleas. Yo lo noto porque mis compañeros de trabajo, vecinos, amigos y familiares me sacan el tema de manera espontánea y me preguntan con quién estoy, cómo son, cómo va el “partido”, y a cómo se pagan las apuestas.

El día 13 tenemos que conseguir dos triunfos: uno colectivo, del conjunto del Partido que irá ligado especialmente al número de participantes, al grado de movilización conseguido y a la manera en que se hayan comportado los candidatos. El otro ganador será individual y su triunfo será más importante tanto por la diferencia de votos con las otras candidaturas como por el número total de militantes que hayan votado.

Como “vieja gloria” me permitiré dar tres consejos, tres ideas a seguir en estos días:

  1. Desde dentro no debemos ayudarles, no darle comidilla al enemigo. En muchas redacciones ya tienen preparados los titulares, crónicas y programas que publicarán pase lo que pase pero más vale que sea mentira. Hay que ser prudentes en las declaraciones y en los comentarios, incluso internos y en broma que luego traspasan los muros de las sedes, (y los virtuales), y se convierten en dagas que se vuelven contra todos los socialistas.
  1. No distraerse del objetivo, del colectivo y del particular. Se trata de poner el acento, de resaltar las cualidades, aptitudes y actitudes de nuestro candidato preferido, si se tiene,  en decir por qué lo preferimos y no en hacer sangre ni en tirar a los otros. Aquí pondré una precaución: son poco de fiar los que repiten constantemente que gane quien gane estaremos todos detrás, basta con una vez y con comportarse antes de la votación ya asumiendo esta cuestión. No vale golpear ahora y decir después que estamos todos en el mismo barco. En el mismo barco estamos antes de la votación también.
  1. No confundir qué estamos haciendo y qué estamos eligiendo. No estamos refundando el Partido, no estamos haciendo un Partido nuevo -si no arreglamos la situación actual puede que en un futuro nos viéramos abocados a un proceso de ese tipo- sino que estamos, nada más y nada menos, que ante la oportunidad histórica de participar en un proceso de conformación de un nuevo liderazgo que tendrá consecuencias importantes para procesos futuros a otras escalas.
En este sentido creo que es un error plantear el debate sobre quién es más de izquierdas o menos o sobre para dónde y cómo va a ir el Partido como si eso dependiera de una sola persona y de la decisión que hagamos ahora. Pienso que los congresos en los que se elige y se decide eso no surgen de la confrontación de personas sino de la convergencia y la síntesis de ideas y lo podremos hacer mejor si separamos las decisiones sobre las personas de las decisiones sobre las políticas aunque no se me escapa que guardan relación.

En todo caso ya manifiesto que mi posición no va a variar al respecto seguiré siendo “simplemente socialista” y no tengo complejos en posiciones geográficas ni cardinales. Yo sé lo que me digo.

In fine: Vuelvo a escribir que este proceso es para que cada uno le haga caso a sí mismo y que nada debe condicionarnos ni confundirnos. Y pongo mis cartas sobre la mesa diciendo que votaré por Pedro Sánchez pero buscad, comparad y si creéis que hay otros candidatos mejores para liderar el PSOE en este momento, en esta nueva etapa (cambio de época si se quiere), votadle benditos porque vuestro es el Partido, Votad, votad, por lo que más queráis, por quién más confiéis, VOTAD.   Vosotros, todos y cada uno de los militantes sois el verdadero aparato del partido, el que lo mueve día a día, los que lo habéis llevado a lo más alto y los que no habéis permitido caer más abajo.

lunes, 23 de junio de 2014

Congreso EXTRA-ordinario del PSOE. Difícil (e importante) elección para los socialistas


El PSOE vive un momento político muy importante con la celebración del próximo congreso federal extraordinario a finales del mes de julio. Yo he declarado que más que una época de cambios nos encontramos ante un Cambio de Época, para el que no vale sólo (aunque es necesario), cambiar las caras de nuestros dirigentes (no sólo la del actual secretario general Alfredo Pérez Rublacaba). No es una situación nueva y la larga historia de este más que centenario partido está basada en esa capacidad de cambio, de renovación (no me saquéis punta al término lo escribo sin primeras ni segundas intenciones), de adaptarse a la realidad social y al tiempo político. El éxito electoral de las últimas décadas, tras la vuelta de la democracia, ha estado basado en buena medida en su capacidad de liderar y representar las aspiraciones de esa mayoría progresista, de ese conjunto amplio de ciudadanos de nuestra sociedad, lo que antes llamábamos el bloque social de progreso, que ahora se encuentra partido y repartido frente al cohesionado grupo de la derecha conservadora, otra constante histórica.

La crisis interna actual, arranca de la mala gestión, y peor comunicación, de la “crisis” por el gobierno de Rodríguez Zapatero, y su solución quedó aparcada en el 38 congreso federal, como ahora se ha puesto de manifiesto. Su superación tiene un importante componente no sólo en el resultado del proceso en el que estamos inmersos sino en el propio proceso. Primero en el interno, un militante = un voto para la elección del secretario general, y luego en el de primarias abiertas para la elección del candidat@ a la presidencia del gobierno. Los militantes tenemos ahora, en primera instancia una gran oportunidad, la primera vez, de elegir directamente a nuestro secretario general, y por esa razón tenemos una enorme responsabilidad en la elección y en el cómo se desarrolla el proceso.

He titulado este artículo difícil elección por ello y también porque en este caso compiten candidaturas muy fuertes, muy potentes y creo que resulta difícil decantarse por alguna de las distintas opciones en liza: Por esta razón me referiré más a mis mayores preferencias, a algunos acentos que a otra cosa. Quien espere una palabra o una crítica destructiva en mi “posicionamiento” puede abandonar en este momento la lectura.

Me referiré  especialmente a los que parece que tienen más “chance” de pasar el corte de la recogida de avales durante la precampaña (según el calendario congresual hasta el próximo viernes 27 de junio) y no quiero ignorar ni minusvalorar el derecho a presentarse y el atrevimiento y valentía de otras precandidaturas.

Tengo un gran respeto por Edu Madina y por su trayectoria personal y política. Me parece un compañero muy preparado y pienso que sería un buen secretario general para esta nueva etapa. Tengo amistad personal y una gran consideración hacia José Antonio Pérez Tapias y estoy muy cerca de muchas de sus propuestas. Es un “tío” muy solvente e ideológicamente muy bien amueblado. También sería un buen, (otro tipo muy distinto, está claro), de secretario general.

Mis preferencias en este momento están en el candidato Pedro Sánchez Castejón al que he decidido avalar por varias razones. En primer lugar porque creo que es el que mejor puede trasladar interna y externamente este “Cambio de Época”, lo que queremos de este nuevo PSOE, de este nuevo tiempo. Creo que eso es lo que nos jugamos y no un debate geográfico sobre dónde debe estar el partido, que no debe depender de dónde está su cabeza, sino que la cabeza debe estar donde está la mayoría del partido. Un debate de otro tipo debería solventarse en un congreso extraordinario diferente a este en el que vamos a elegir a una dirección política. 

Yo siempre he estado en el partido en el mismo sitio, (al lado de la gente y junto a los valores tradicionales del socialismo democrático), y he visto “bailar” mucho a un lado y a otro y he observado competiciones de compañeros por ver quién estaba más en uno u otro extremo.  Y que conste que cuando digo siempre, significa que hace ya el pico de los ciento y pico años de la historia del PSOE. (Dejo la cuenta abierta para no dar muchas pistas sobre qué significa ya lo de “vieja gloria” que pone en mi perfil en las redes sociales).

Este proceso, del que ya he señalado la importancia tanto de su resultado final como de su evolución y desarrollo, es para que los de abajo nos hagamos escuchar y no para que los de arriba nos intenten convencer. Los órganos federales y buena parte de los regionales han tenido su oportunidad y, como en la canción, la dejaron escapar. Ahora es el tiempo para que los militantes de abajo y desde abajo conformemos una opinión para confiar en un nuevo liderazgo. De camino diré que los militantes no sólo queremos que nos cuenten sino que queremos que cuenten con nosotros (para votar y para más cosas, para el día D y a partir de ese día). Uno de los problemas actuales es el enorme derroche de capital humano que se produce al no saber captar las capacidades, ilusiones y toda la fuerza de la militancia. No podemos desperdiciar tanto capital humano como hay en las sedes (y desgraciadamente muchos en sus casas, en sus trabajos, en sus colectivos sociales).

Hay dos razones más de tipo personal que me han empujado finalmente a ofrecerme a trabajar con una candidatura concreta. En Granada, en la plataforma trabaja activamente Javier Aragón, un gran amigo de Pedro Sánchez y mío (y en parte, como el me recordó hace unos días, yo propicié el encuentro entre ellos y el origen de su amistad). Una conversación con él, una tarde de reflexión y estudio de cómo iban las campañas me acercó a l@s compañer@s que trabajaban en la candidatura. Y en esa toma de contacto (lo siento soy un romántico y me dejo llevar por impulsos emocionales) hubo un momento y un gesto con el que me identifiqué. El momento fue el de la aparición de la petición de buen rollo en la campaña, de fair play,  y el gesto del candidato de vivir en la campaña en casa de amigos y compañeros para mantener el cordón umbilical de contacto y huir del secuestro que imponen a veces, los asesores y la presión mediática. Dos pequeños detalles pero para mí importantes por su simbolismo.

Ya estoy muy mayor para hacer caso al inevitable “ruido” de la campaña: lo que dicen que dicen, quién está con quién, lo de la intervención de los aparatos y la de los cacharros, todo lo que viene o vendrá sobre  qué las primarias dividen al partido, los que quieren ahogar el debate por el vértigo a los cambios y los que quieren que debatamos hasta los símbolos y rehacer la Historia…Pido especial atención a las informaciones tendenciosas que lanzan medios afines (¿nos quedan?) y los del bando contrario (la lista sería interminable).

Pongo en cuarentena todo lo que leo y veo y os pido que hagáis lo mismo e incluso a los pocos que hayáis llegando leyendo hasta aquí, (asomar una mano para que os vea), os aconsejo que también pongáis estas opiniones en solfa, son interesadas ;). Tomad una opinión propia en función de vuestra propia experiencia y análisis, no tengáis prisa, lo normal es que tengáis dudas y si queréis posicionaros lo hacéis libremente en función de qué creéis es lo mejor para el PSOE y en todo caso votad libre y responsablemente pero ir a votad. Para que salga bien todo, lo primero que tenemos que conseguir es una masiva participación de la militancia. Ese es mi, nuestro, objetivo principal.